LOS CUATRO EJES DEL PROYECTO
Es preciso tener en cuenta como centro de la actividad pedagógica las necesidades evolutivas de los niños, las relacionadas con los grandes ritmos naturales y universales así como las necesidades relacionadas a los ritmos propios del grupo y los de cada individualidad. Cada instancia pedagógica plantea espacios individuales y colectivos centrados en los cuatro ejes que definen el proyecto educativo de nuestra escuela:

VINCULO, MOVIMIENTO, ORALIDAD Y ARTE.

EL VÍNCULO

El ser humano es naturaleza y, por naturaleza, es un ser social.
Como tal no puede realizar ningún proceso profundo de transformación y aprendizaje
si no puede vincularse con otros.
Solo puede ser quien es, si es con otros.

El vínculo es la posibilidad que nos permite ser,
mostrarnos en nuestra esencia…

El hombre, como ser único e irrepetible se manifiesta con los otros seres.
Sentimos, pensamos y hacemos en función de quiénes somos y de lo que podemos.

LA ORALIDAD

La palabra diferencia al hombre del resto de los seres vivos.
Es la posibilidad de sentir, hacer y pensar desde la esencia misma de cada ser humano.
En el andar a lo largo de la historia de la humanidad el hombre ha podido desarrollar conciencia de sí mismo, la palabra lo distingue de otros seres y esto le permite ser quien es, elegir, actuar, producir cultura, ser libre.

Mediante ella actuamos y expresamos nuestro sentir y sólo desde allí podemos expresar nuestro pensar y hacer junto a los otros …

EL MOVIMIENTO

El cuerpo es la herramienta más cercana con la que cuenta el ser humano para conectarse con los otros, permite relacionarnos en el tiempo y el espacio, permite vibrar en sintonía con los ritmos naturales, los propios y los de todo el universo.

El movimiento nos saca de la inercia, nos activa, nos permite elegir,
ejercer nuestra libertad. Es la posibilidad activa que tiene el hombre de vincularse
para ser quien es desde su más profunda esencia…

EL ARTE

Es el medio que posibilita que el ser humano despliegue su esencia…

El ser humano como ser social y cultural, siente, piensa y hace en este mundo. Es un verdadero hacedor, crea en cada uno de sus actos, es un artista a cada instante de su vida, piensa, sienta y hace como artista. Las actividades artísticas son desde todos los tiempos para los hombres una forma de expresar conocimientos. Los niños vivencian plenamente todo lo que los rodea, lo sienten, lo prueban, lo experimentan, se arman representaciones mentales de lo que observan. Desarrollar la percepción a través de los sentidos permite conocer y conocerse, comprender el mundo y comprenderse junto a los otros.

En cada período evolutivo se desarrollan
y profundizan estos cuatro ejes
teniendo en cuenta las cualidades que hacen de los seres humanos
seres sensibles, conscientes y hacedores en el mundo.

La educación inicial se caracteriza por el “hacer”. Los niños más pequeños piensan y sienten haciendo. Ayudándose de las impresiones sensoriales y las fuerzas imitativas el niño se comunica a través del desarrollo de la voluntad.

  La educación primaria se caracteriza por el “sentir”. Los niños que transitan la escuela primaria piensan y hacen sintiendo. Las propuestas vivenciales y concretas fortalecen la voluntad a la vez que favorecen y despiertan la percepción y la sensibilidad. La fuerza de la imaginación es la que prevalece, es así que lo vivido se convierte en acción artística y así los niños construyen y despliegan sus saberes.

  La educación secundaria está regida por el “pensar” que guía todas las acciones y las emociones. Los jóvenes sienten y hacen pensando. Cambian el concepto de “yo y el mundo”, por el concepto “yo en el mundo”. En esta etapa se produce la búsqueda de la propia identidad.

 
CRECIENDO - Nivel Inicial
EOS Escuela Primaria
EOS Colegio Secundario
 

© 2012 - Colegio EOS - Argentina